Es evidente que a la situación actual hemos llegado por un compendio de factores, entre ellos probablemente el exceso de cortoplacismo resulte fundamental.

Es habitual encontrar estadísticas acerca del número de empresas creadas al albur de uno u otro programa, de encajar los objetivos fijados por distintas agencias, pero en pocas ocasiones se indica la fórmula para construir estos objetivos y el mantenimiento de los mismos en el medio y en el largo plazo. Podríamos resumir este resultado preguntando a las agencias cuál es la tasa de mortandad de estas empresas. Eso sí, para ello es necesario contar con una cultura sólida de la evaluación.

Trasladado al ámbito de la empresa, me gusta explicar las diferencias que existen entre las situaciones IDEA y las situaciones NO IDEA. Entre las situaciones NO IDEA se encuentran aquellas en las que quien emprende no ha madurado suficientemente la idea.

Para ello hago referencia en el simulador CRECE  a Faemino y Cansado (dos grandes del humor del absurdo) y a su sketch titulado “Los mil millones” (pulsamos sobre la imagen). En poco de más de ocho minutos relatan dos situaciones que sirven para explicar situaciones NO IDEA.

Los mil millones-La NO IDEA

Los mil millones-La NO IDEA

En la actualidad asistimos a una banalización del hecho de emprender, a una reproducción del cliché y a la transmisión de mensajes carentes de contenido.

El caso de Faemino y Cansado es una interesante pieza del humor del absurdo, ya en la realidad el caso de aquellas personas que emprenden y lo hacen sin una suficiente maduración de su idea de negocio están abocadas al fracaso. Eso sí, este fracaso está fuera ya del foco de los objetivos de las agencias.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *